Adiós al impuesto al sol

Adiós al impuesto al sol

El conocido como “impuesto solar” consistía en una tasa que debían abonar los titulares de los contratos de autoconsumo eléctrico. Este se estipuló en el año 2015 mediante un Real Decreto y establece el pago de un impuesto por la red eléctrica general y su mantenimiento a los clientes que utilizan placas fotovoltaicas para generar su propia energía, quedando afectadas todas aquellas instalaciones con potencia superior a 10 kW. Como es comprensible, esta medida fue mal recibida por el conjunto de españoles y especialmente en Menorca, y resto de Islas Baleares, en el que tenemos un elevado coste de producción energética.

Se acabó el impuesto solar, y se va para no volver

Instalar de nuevo unas placas solares en nuestra casa es desde hace unos días un poco más económico. El Boletín oficial del Estado ha publicado la normativa por la que se elimina el denominado “impuesto al sol” para las instalaciones fotvoltaicas. Una demanda exigida desde hace años por particulares y asociaciones de pequeños productores para fomentar el autoconsumo energético. Esta medida se ha aprobado ante la necesidad de activar de forma urgente la transición hacia un modelo energético limpio y accesible para la sociedad.

¿Qué supone la eliminación del impuesto solar?

Con la eliminación de este impuesto se abre de nuevo un panorama alentador para la implementación de la energía solar en viviendas particulares y otras edificaciones que suministren energía de un modo sostenible sin tener que abonar ningún recargo.También supone un reconocimiento a toda una apuesta colectiva del sector fotovoltaico y a una demanda social por impulsar el autoconsumo eléctrico en España en un entorno de libre mercado y sin barreras artificiales. Debemos recordar también, que desde el año 2017 se abre la posibilidad de instalar sistemas fotovoltaicos centralizados, es decir, compartir la misma instalación entre una comunidad de propietarios por ejemplo. La nueva regulación para el autoconsumo se espera que también tenga un impacto positivo, ya sea en la creación de empleo, en la reducción del coste de la energía y en la contribución de la mejora de la lucha contra el cambio climático en la sociedad.

¿Qué esperamos en BarberColl Group con la derogación de este impuesto?

Con la eliminación de este impuesto esperamos una mayor inversión fotovoltaica en la isla de Menorca, que permita que la isla se posicione como un ejemplo en cuanto a producción energética renovable y protección del medio ambiente. Tal y como se ha comentado anteriormente, las instalaciones inferiores a 10 kW no se veían afectadas por ese impuesto solar, sin embargo instalaciones de mayor capacidad necesarias en industria, grandes viviendas, etc.. sí se veían afectadas y obtenían un periodo de amortización superior al deseado. En este momento, y con seguridad para el futuro, esta problemática desaparece, por lo que esperamos un cambio de rumbo en la industria menorquina y de su ciudadanía, apostando por la independencia energética, de producción limpia y respetuosa con el medio ambiente; que además beneficie a los bolsillos de los usuarios.

¿Qué podemos ofrecerte en BarberColl Group?

Si estás interesado en apostar por la energía limpia, podemos asesorarte para encontrar la solución que mejor se ajuste a tus necesidades, ofreciendo un servicio de calidad con los mejores productos del mercado y con precios muy competitivos. Monitoriza tus consumos y enorgullécete de tu decisión conociendo cuantas toneladas de CO2 has evitado emitir a la atmósfera. CONTACTA CON NOSOTROS PINCHANDO AQUI

No Comments

Post A Comment